EQUO rechaza la exclusión de los inmigrantes irregulares de la Sanidad y advierte que se está atentando contra un Derecho básico

Esta organización política ha mostrado su apoyo a los profesionales que están objetando ante una norma injusta e inmoral

Para EQUO la entrada en vigor el próximo día 1 de septiembre del decreto ley de medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud, por el cual se deja fuera del sistema sanitario a los inmigrantes en situación irregular, supone un grave atentado ya que se priva de un derecho básico a unas 150.000 personas.

“Es absolutamente indecente que de un plumazo se ponga fin a la Sanidad gratuita y universal en nuestro país con la excusa de la crisis económica. Supone un grave atentado contra los Derechos, y es una medida inhumana, que además implica muchos riesgos en la Salud pública que nos han sido suficientemente explicados y debatidos” ha afirmado la co-portavoz de EQUO, Reyes Montiel, quien ha expresado el apoyo de esta organización a los profesionales que están objetando contra esta norma y que han mostrado su disposición a seguir atendiendo a todo el mundo, independientemente de su situación administrativa.

Para EQUO el ahorro que supone la medida es ridículo, lo que evidencia que en el fondo responde a una concepción de la sociedad y los Derechos muy poco democrática

Para Montiel, estamos ante una medida de mucho calado, de tintes xenófobos, que expresa una concepción de la sociedad muy determinada, según la cual los Derechos no son universales y son objeto de compra-venta, lo que constituye un retroceso en “valores afianzados en una sociedad supuestamente avanzada”.

Asimismo, para EQUO mención aparte merece la falta de coordinación e información demostrada nuevamente por el gobierno, lo que se está convirtiendo ya en una seña de identidad del Ejecutivo Rajoy. Así, a dos días de que entre en vigor la medida, seguimos sin saber el alcance total de la misma, si afectará a enfermos crónicos o cuáles serán los precios finales que habrá que pagar por este derecho.

EQUO hace un llamamiento a la ciudadanía para que tome conciencia de la gravedad de la medida y se movilice contra ella y apoye a las personas que han decido no llevarla a la práctica.

 

Deja una respuesta